Trabajo de Alba Tomé Sueiro
Trabajo ILa nueva serie de Pablo Escobar: Narcos
Una de las partes más difíciles para escribir el guion de una serie es situarse ante el imponente folio en blanco. Otros proyectos de series o películas juegan con ventaja (o no) al estar basadas en hechos reales, aunque al mismo tiempo también cuentan con adversidades a las cuales no están sometidas las historias originales. Entre ellas nos encontramos la representación de los hechos que han ocurrido en su momento y los aspectos inventados para aportar “chicha” al guion. Es obvio que una serie basada en hechos reales no tiene como finalidad principal hacer una serie basada en hechos reales, si no crear dinero enamorando a una audiencia, igual que cualquier formato de televisión . Además muchos de los proyectos que recrean historias del pasado impactan de una forma diferente en el público que un guion inventado. Y sobretodo si conocemos o hemos oído hablar de esos hechos nos llaman mucho más la atención. ¿Acaso Titanic no es mucho más emotiva si pensamos que esa historia de los viejecitos que se ahogan con las manos entrelazadas haya podido ser real? O mismo la relación de los protagonistas. Al fin y al cabo, estos relatos son como las bolas que adornan el árbol de Navidad, sin ellas sería mucho más aburrido y apático.
A los que sí se le encendieron las luces fueron a Chris Brancato, Eric Newman y Carlo Bernard cuando decidieron crear una serie llamada “Narcos” que recreara la historia del famoso narcotraficante Pablo Escobar. La serie no ha podido elegir mejor momento para su estreno el 28 de agosto de 2015, cuando el mundo online de series y películas está en pleno auge y continúa actualmente .
Lo que al principio iba a ser una miniserie (eso tenían en mente sus creadores al principio) se acabó convirtiendo en una serie de dos temporadas. A día de hoy se podría decir que Netflix es la gran parte del ocio de la mayoría de jóvenes; añadimos también aquí páginas online como pordede, seriesblanco, etc. Ya que la “la madre” de la serie ha sido Netflix (y es la legal) centrémonos en ella.
La locura de Narcos se ha visto muy propulsada en gran parte en las redes sociales, sobre todo en Twitter. Aquí Netflix realiza la promoción de sus series, sobre todo las que están a punto de estrenar. Realizan cuentas atrás, crean
gifs con escenas de las series, los actores realizan vídeos para los fans... etc. También podríamos incluir aquí a los Youtubers llamados “influencers” que hablan de las series que ven y esto se contagia a sus seguidores, pero ese ya es otro tema.


El Dios Netflix
Nada nos gusta más que nos lo den todo mascado y que no nos hagan esperar. Esperar es para los desesperados. Netflix estrena los 10 capítulos de golpe y aunque los más apasionados terminen la temporada el día que sale, el furor permanece durante mucho tiempo más, y esto es una gran novedad. En la edad de oro de la televisión en la que nos encontramos las cadenas compiten por emitir las mejores series. Pero, ¿cómo hemos llegado a esta tercera edad de oro? Emilio de Gorgot explica en Jot Down que “el punto inicial de la actual edad de oro se suele situar en el momento en que la cadena HBO se decidió a producir sus propias series dramáticas de larga duración, (primero Oz, después The Sopranos, Six feet under, The Wire, etc.), abriendo para otras muchas cadenas el melón de una ecuación aparentemente simple: que una serie de calidad gustará al público porque lo que el público busca son series de calidad.”
La serie que nos ocupa es un drama criminal o ficción y está basada en hechos reales. Se lleva a cabo por lo tanto un proceso de selección de sucesos que se han recogido para el guión de la serie y llevarlos a la pequeña pantaña. Se tiende hacia el reduccionismo (Faro Corteza, 2006, p.25) y se entiende la adaptación como un resumen de la historia del cártel de Medellín, el cártel de Pablo Escobar.
Pablo Escobar es percibido por sus espectadores en ocasiones como una especie de héroe. Esto se da por su faceta de Robin Hood (repartía dinero entre los pobres, creó 780 viviendas en un barrio llamado Medellín sin Tugurios, creó campos de fútbol...) con la que muchos de sus seguidores justifican las otras acciones ilícitas, tales como asesinar a políticos y a gente inocente de los barrios. Se podría decir que hay dos tipos de espectadores de Narcos: los que creen que es un asesino y los que no. Fue un total defensor de los pobres y del pueblo de Colombia, incluso creó un partido político, Civismo en Marcha, pero eso no era más que un disfraz que ocultaba el verdadero origen de su fortuna.
Todos sabemos que Pablo Escobar muere, hay documentos e imágenes en Internet de Pablo Escobar muerto. Pero es curioso, que muchos de los seguidores de la serie no lo sabían y tacharon como “spoilers” los
gifs que twitteaba Netflix hablando de la muerte de Pablo Escobar. Aunque uno de los personajes principales (Steve Murphy también es principal y el narrador) ya haya sido capturado y asesinado, la serie continuará como muchas otras. Es discutible entonces si los espectadores dejarán de ver la serie sin que aparezca el Robin Hood del siglo XX.



La cultura colombiana en Narcos
La serie comienza con unas palabras que nos llaman la atención: “el realismo mágico se define como un entorno realista y detallado que se ve invadido por algo tan extraño, que resulta increíble. No por nada el realismo mágico nació en Colombia”. Franz Roh, padre de la expresión “realismo mágico”, creó el término para referirse a una pintura que mostraba una realidad modificada. Gabriel García Márquez, uno de los padres de este movimiento surgido en el siglo XX, trataba como reales los detalles fantásticos de su obra. Quizás la elección de esa frase al comienzo de la serie no es del todo acertada, pues son los elementos fantásticos lo que definen prácticamente a este movimiento. ¿Cuál es la fantasía en Narcos? La definición del principio tal y como la conocíamos hasta ahora parece que haya sido un tanto modificada para adaptarla a la historia que nos quieren contar de Pablo Escobar. No por esto deja de dar resultado, porque ya desde el minuto uno Colombia se nos presenta como un lugar mágico y rico en cultura.
Esta no es la primera serie sobre Pablo Escobar y los colombianos dicen estar cansados del tema y una de sus grandes razones, es que la creación de una obra donde Colombia es pura violencia y drogas ensucia la imagen de su país. Como dice Omar Rincón en Nueva Sociedad, “lo narco no es sólo un tráfico o un negocio; es también una estética que cruza y se imbrica con la cultura y la historia de Colombia(...)”. El éxito del proyecto ha sido indudable aunque la serie no tiene al espectador colombiano como a su público objetivo, si no a los estadounidenses. La serie no tiene un gran peso cultural, se puede ver en los acentos de los actores que no son colombianos y lo imitan. Por ejemplo, el actor Wargner Moura, que encarna a Pablo Escobar, es brasileño. Esto ha sido motivo de críticas para la serie, puesto que sólo resulta creíble para los espectadores estadounidenses. Para los que estamos acostumbrados a hablar español vemos perfectamente cómo los acentos cojean.
Siguiendo con el tema de las críticas, tachan de racista la serie y de la utilización de clichés para definir a sus personajes, dañando la historia de Colombia como otras tantas obras sobre narcos. En la obra
No Nacimos pa ́semilla (1991) de Alonso Salazar, se hablan de los procesos de violencia en Colombia y califica a Medellín como “un hervidero de vida y muerte”.
Tampoco podemos descartar la opción de que con
El patrón del mal, la serie más vista en la historia de Colombia, ha quedado el listón muy alto para volver a contentar a los colombianos con una historia de Pablo Escobar (aunque alcanzó el 17% televisivo en su primera semana).

La serie que nos ocupa, conducida por el narrador Steve Murphy (agente de la DEA), nos cuenta la historia de un hombre que pasó a la historia, pero no es una historia biográfica, si no es la historia de la lucha de la DEA con el cartel de Medellín. El tema principal es el negocio de la droga, no Pablo Escobar, algo que se confunde a veces.


Mentiras en Narcos
Es imposible no realizar comparaciones con la realidad cuando una serie o película está basada en hechos reales. La mayoría de las veces que se adapta una película a un libro suele desilusionar a los fans del libro, puesto que una película no recoge toda la información que contienen las páginas. Ya hemos nombrado algunas reacciones de la serie, pero, una de las más virales, ha sido la de su propio hijo, Juan Pablo Escobar, que tras visionar la serie encontró muchas quimeras acerca de su padre. Lo comentó en Facebook y nombró en concreto 28 errores. Además, escribió un libro que se titula Pablo Escobar mi padre(2014) y cuenta con una página web (pabloescobarmipadre.com) donde se presenta el libro. En él dice que espera ser recordado por sus actos y no por los de su padre, además en otros escritos reconoce que su padre fue un asesino y para nada un héroe.
En la
Parábola de Pablo(2001) de Alfonso Salazar encontramos más información acerca de Pablo Escobar, que, en la introducción del libro, el autor señala que “quiere contribuir a construir una verdad histórica”.

Conclusiones
Tras el visionado de la serie nadie se queda impasible. Al acabar la primera temporada y esperar por la segunda, la mayoría de los espectadores han buscado en Internet o en libros qué fue de Pablo Escobar tras entrar en su cárcel, por lo tanto, los seguidores ya comienzan la segunda temporada sabiendo lo que va a pasar. Aún así, funciona. Aún así, y tras Pablo Escobar muerto, a los espectadores les quedan ganas de más capítulos.
La historia de Narcos es la recogida de un contexto histórico - social que ha dañado a Colombia con el narcotráfico y violencia desde los años 80, y que aún hoy en día y por desgracia es uno de sus primeros platos de presentación.


Actualmente encontrar información sobre Pablo Escobar es muy sencillo, hay libros, artículos, documentales e incluso un canal de Youtube: Popeye_Arrepetido, donde un antiguo sicario de Pablo Escobar cuenta su proceso de reincorporación a la sociedad.
Los dramas policiacos son uno de los géneros televisivos que más gusta a la audiencia. Podemos nombrar como futuras producciones sobre el narcotráfico a
Fariña que se estrenará en Antena 3, una serie sobre el narcotráfico gallego basado en el libro de Nacho Carretero y con la productora gallega Bambú Producciones a la cabeza.


Fuentes bibliográficas
Alonso Salazar J.(1991) No Nacimos Pa’semilla. Bogotá: Centro de Investigación y Educación Popular (CINEP)
Alonso Salazar J.(2001)
Pablo Escobar, el patrón del mal(La parábola de Pablo). Bogotá: Planeta Colombiana
De Gorgot, Emilio (2014, septiembre)
¿Por qué vivimos una edad de oro de las series? En Jot Down
Faro Forteza, A.(2006)
Películas de libros. Zaragoza: Prensas Universitarias de Zaragoza

Pérez Gómez Miguel A.(2011) Estudios interdisciplinarios sobre la ficción televisiva en la Tercera
Edad de Oro de la Televisión
, en Previously On

Rincón, O.(2009) Narco.estética y narco.cultura en Narco.lombia, en Nueva Sociedad
http://cadenaser.com/programa/2016/09/22/la_script/1474566618_285087.html http://cultura.elpais.com/cultura/2015/12/03/actualidad/1449162724_440714.html http://definicion.de/realismo-magico/


http://pabloescobarmipadre.com/ http://www.biografiasyvidas.com/biografia/e/escobar_pablo.html http://www.elmundo.es/loc/2016/09/17/57dad139e2704e871d8b45fd.html http://www.elmundo.es/television/2016/01/15/56992ba446163f29138b45d8.html http://www.farodevigo.es/television/2016/03/10/antena-3-estrenara-serie-farina/1420359.html http://www.hoodedutilitarian.com/2015/09/for-love-of-cocaine-and-empire-narcos-season-1/ http://www.jotdown.es/2014/09/por-que-vivimos-una-edad-de-oro-de-las-series/ https://es.wikipedia.org/wiki/Narcos https://www.facebook.com/JuanPabloEscobarHenao/posts/940411112752977